• IDEP Salud

    22 de mayo de 2020

    Impulsado por ATE y CTA-A: Es ley la eximición de ganancias para trabajadorxs de Salud

    El Senado también estableció un protocolo de protección. Ambos proyectos se gestionaron en articulación con el Gobierno nacional.

    El Senado convirtió en la ley los proyectos que eximen de pagar Ganancias a trabajadorxs de la salud y el protocolo de protección para personal de salud, impulsados por ATE y la CTAA

    En el marco de la gestión articulada entre ATE, la CTAA y gobierno nacional, el Senado de la Nación sancionó por unanimidad las leyes que eximen del pago del impuesto a las Ganancias a los adicionales que perciben trabajadorxs de la salud, y se estableció un protocolo de protección para el personal sanitario.

    Las normas fueron aprobadas con 71 votos a favor y se convirtieron en las primeras leyes sancionadas en una sesión remota en la historia del Senado. De este modo, se exime del Impuesto a las Ganancias a trabajadorxs de la salud y de seguridad, entre otros, que combaten la pandemia de coronavirus y se computará sobre las horas extras y las guardias. El beneficio regirá hasta el 30 de septiembre y se podrá prorrogar mientras dure la emergencia sanitaria.

    Los beneficiarios serán profesionales, técnicos, auxiliares (incluidos los de gastronomía, maestranza y limpieza) y personal operativo de los sistemas de salud pública y privada, así como el personal de las Fuerzas Armadas, las Fuerzas de Seguridad, la actividad migratoria y la actividad aduanera.

    También fueron incluidos en la norma los recolectores de residuos domiciliarios y de residuos patogénicos y los bomberos.

    La exención del impuesto a las Ganancias se computará a las remuneraciones de guardias obligatorias, horas extras y otros adicionales liquidados en el marco de la emergencia sanitaria provocada por el Covid-19.

    La nueva ley dispone otorgar una pensión graciable y vitalicia a los familiares de los empleados fallecidos en esas tareas.

    De acuerdo a la iniciativa cobrarán esa pensión los cónyuges o convivientes, en el marco de una unión convivencial, y los hijos solteros hasta los 21 años.

    La suma será equivalente al doble del haber mínimo jubilatorio, a la que se le aplicarán los aumentos de movilidad correspondientes a los otorgados a las jubilaciones ordinarias.

    Programa Nacional de Protección del personal de salud: “La Ley Silvio”

    Lleva el nombre en homenaje a Silvio Cufré, el enfermero oriundo de la provincia de Buenos Aires que fue el primer trabajador de la salud que falleció en el país a causa de Covid-19.

    La ley declara “prioritaria para el interés nacional la protección de la vida y la salud del personal del sistema de salud argentino y de los trabajadores y voluntarios que cumplen con actividades y servicios esenciales” durante la emergencia sanitaria causada por la pandemia de coronavirus.

    El “Programa de Protección al Personal de la Salud” alcanzará a “todo el personal médico, de enfermería, de dirección y administración, logístico, de limpieza y demás, que presten servicios en establecimientos de salud donde se efectúen prácticas destinadas a la atención de casos sospechosos, realización de muestras y tests, y/o atención y tratamiento de Covid-19, cualquiera sea el responsable y la forma jurídica del establecimiento”.

    De acuerdo a la norma, las clínicas y hospitales deberán “garantizar medidas de bioseguridad en las áreas de los establecimientos dedicadas específicamente a la atención y toma de muestras de casos sospechosos o confirmados de Covid-19, como así también en aquellas áreas en que haya un mayor riesgo de contagio”.

    La autoridad de aplicación, “en coordinación con los demás ministerios y órganos de gobierno, sindicatos, empresas, universidades y organizaciones sociales” tendrá que establecer “protocolos de protección y capacitaciones destinados a la prevención del contagio de aquellas personas que cumplan con actividades y servicios esenciales que impliquen exposición al contagio de Covid-19”.

    En lo que respecta al financiamiento, se indica que los gastos que demande la ley “serán atendidos con los recursos del presupuesto nacional, a cuyos fines el señor jefe de Gabinete de Ministros efectuará las reestructuraciones presupuestarias que fueren necesarias”.

    Además, plantea que “la autoridad de aplicación podrá recibir donaciones de recursos financieros y materiales que realicen organizaciones no gubernamentales nacionales e internacionales, organismos internacionales o de cooperación y organizaciones o entidades con fines de lucro con actividades en nuestro país”.

    La “Ley Silvio” dispone la formación de un “equipo permanente de asesoramiento digital en materia de protección del personal de salud” a los establecimientos que así lo requieran; y también crea un “Registro Único de Personal de Salud contagiado por Covid-19” bajo la órbita del Sistema Nacional de Vigilancia de Salud, con el objetivo de mantener actualizada la información sobre los contagios en el personal de salud en tiempo real.

    La sanción de estas leyes que benefician a trabajadorxs de la salud son un logro más del conjunto articulaciones que ATE Argentina viene realizando con los distintos ministerios y que en el caso de la salud incluye el Plan de Prevención, la bonificación, establecer el covid 19 como enfermedad profesional, entre otros.

    Prensa IDEP Salud ATE


    Relacionados