• Chaco

    23 de abril de 2020

    Trabajadora/es de la salud reclamaron por la situación del Hospital de Castelli

    ATE señaló que el personal hospitalario nunca contó con la totalidad de los recursos y equipamientos.

    La ministra de Salud de la provincia del Chaco, Paola Benítez, realizó una visita al hospital del Bicentenario en la localidad de Juan José Castelli, lugar en donde la/os trabajadora/es de la Salud vienen manifestándose desde marzo por la crisis de infraestructura y de recursos que atraviesan al hospital, nunca contaron con los elementos de protección personal adecuados y menos hoy para hacer frente al Covid-19.

    Desde la ATE Castelli se señaló que el personal hospitalario nunca contó con la totalidad de los recursos y equipamientos y esta carencia hoy se ve potenciada por la pandemia Covid-19.

    El hospital no está preparado, más allá de que las autoridades del gobierno publiquen en los medios de comunicación (ejemplo: en el programa Panorama del Interior del 11 de abril del corriente) que se está refaccionando para agregar 57 camas de internación más.

    Según la ATE esto no es suficiente ya que de nada serviría ampliar la internación si el personal sanitario está expuesto por falta de barbijos, camisolines, medicamentos, elementos de higiene y protección adecuados para trabajar frente a un virus altamente contagioso, sin las condiciones mínimas de seguridad para no enfermarse y a la vez volverse un vector de contagio.

    El Hospital Bicentenario es de referencia para todo el impenetrable de Chaco, y nunca estuvo equipado como corresponde, nunca contó con condiciones dignas de trabajo, a todo lo expuesto se suma que hay trabajadores en situación de precarización laboral desde hace 10 años, con sueldos de miseria.

    Como hospital de cabecera debe atender a población que llega de parajes alejados del Impenetrable, hasta 150 km por caminos de tierra. La falta de ambulancias y el estado de los caminos agravan la situación en todos los pueblos.

    “Todos los hospitales de la provincia están desabastecidos, el Hospital Perrando y el Hospital Pediátrico de Resistencia tampoco cuentan con recursos ni elementos de protección, así no se puede brindar la atención necesaria para enfrentar la problemática que atravesamos por el coronavirus. Por eso hoy contamos con más de 10 trabajadores de la salud infectados y la cantidad va creciendo, con los riesgos de muerte y contagio que ello implica. Las autoridades hospitalarias están al tanto de la situación, se han hecho notas solicitando recursos y elementos de protección personal. Pero el sistema de salud tiene problemas de arrastre y el presupuesto es totalmente insuficiente”, enumeraron desde la ATE Castelli.

    Por redes difunden que hay insumos, pero la realidad es otra. “Es urgente y necesario hacer las inversiones requeridas en el sistema sanitario, y que sean controladas por una comisión de trabajadoras y trabajadores, como así también el pase a planta de las y los trabajadores de la salud quienes son los que, día a día, se enfrentan a un riesgo permanente, son imprescindibles en esta lucha mundial de la salud contra el virus y el cuidado y atención de las y los pacientes”, subrayó la ATE local. 

    prensa ATE


    Relacionados